HEALTH

Opinion: Arreglo sobre excepcion de anticonceptivos aun ensancha acceso para las Latinas

La iglesia católica en este país ha servido y elevado generaciones de Latino/as en los Estados Unidos. Pero enfrentamos un momento crítico en el cual los puntos de vista de la jerarquía de la iglesia católica están en conflicto con aquellos de la mayoría de sus miembros Latino/as. Y esa división afectará la política nacional de salud.

A pesar de la recomendación experta del Instituto (no partidista) de Medicina (IOM, por sus siglas en inglés) que los anticonceptivos deben ser cubiertos como cuidado de salud preventivo bajo la reforma de salud, algunas organizaciones y legisladores quieren agregar una excepción injusta para las instituciones con vínculos religiosos. La iglesia católica y sus seguidores han presionado a la administración a ampliar la excepción para incluir empleadores con vínculos religiosos como universidades y hospitales que sirven y emplean personas de religiones diversas.

El Presidente Obama ha implementado una política que protege y afirma la salud de las mujeres mientras acomoda a empleadores con vínculos religiosos. Este arreglo permite que las mujeres que trabajan para empleadores con vínculos religiosos accedan a cobertura de anticonceptivos directamente de su asegurador y no requiere que los empleadores con vínculos religiosos contribuyan a esa cobertura. Mientras mientras se desarrollen más los detalles, el Instituto Nacional de Latinas para la Salud Reproductiva (NLIRH, por sus siglas en inglés) continuará a pedirle a la administración que evite estrategias de cobertura complicadas o estigmatizantes que podrían retrasar o reducir el acceso al cuidado de salud o exponer a empleado/as a represalias por parte de su empleador.

Best Pix of the Week

Esta decisión podría impactar directamente a casi un millón de personas (y sus dependientes) que trabajan en hospitales católicos, así como dos millones de estudiantes y trabajadores en universidades con vínculos religiosos.

Afortunadamente, la Administración Obama se posicionó al lado del Departamento de Salud y Servicios Humanos (HHS, por sus siglas en inglés) y el IOM ensanchando el acceso a los anticonceptivos sin co-pagos para mujeres en todo el país. Aunque seguimos a favor de las recomendaciones originales de HHS y IOM, seguimos satisfechas que la administración ha elegido proteger la cobertura de los anticonceptivos para millones de mujeres – pero este paso adelante para la salud de la mujer ha sido desafiado por el contragolpe de la jerarquía de la iglesia católica.

El liderazgo de la iglesia ha criticado a Obama por su posición. Pero la palabra del liderazgo de la iglesia no es la palabra de todos los católicos o todos los Latino/as. Nos preguntamos, ¿que con los empleados y estudiantes que no son católicos o no se oponen a los anticonceptivos asegurados por aquellas instituciones? ¿Y que con la mayoría de los católicos que apoyan la cobertura de los anticonceptivos, la misma política en la cual el prelado católico se ha centrado?

En una investigación conducida por NLIRH se muestra que las Latinas quieren acceso a la gama entera de servicios de salud reproductiva. El uso de los anticonceptivos es casi universal en los Estados Unidos, incluyendo por los católicos con experiencia sexual. Es más, de acuerdo a una encuesta reciente conducida por Lake Research Partners para NLIRH y Tecnologías de Salud Reproductiva (RHTP, por sus siglas en inglés), casi 7 de

10 votantes Latinos están de acuerdo con la declaración: “Aunque los líderes de la iglesia tomen una posición en contra del aborto, cuando viene a la ley, creo que debe permanecer legal.”

Las Latinas también están afectadas desproporcionadamente por las barreras financieras a los anticonceptivos. Según una investigación de Hart Research Associates, más de la mitad de todas las Latinas (57 por ciento) pueden pensar en alguna vez en la cual el precio de los anticonceptivos interrumpió su uso consistente. El costo de los anticonceptivos puede ser caro, especialmente para muchas jóvenes y mujeres de bajos ingresos. Y usar anticonceptivos a veces, pero no siempre, lleva a más embarazos no planeados.

Aging in Office

Como líderes nacionales en el movimiento para los derechos de e igualdad para lo/as Latino/as, estamos firmemente a favor de los derechos reproductivos, incluyendo el acceso a los anticonceptivos para todas las mujeres. Es nuestra responsabilidad colectiva de oír y empoderar a las varias voces en la comunidad Latina en los Estados Unidos, y en semanas recientes hemos visto un enorme e inspirante apoyo por parte de las Latinas y para las Latinas. Las Latinas abrumadoramente apoyan a la cobertura de los anticonceptivos, aun cuando las barreras como la pobreza, el idioma, y el estatus de inmigración desafían su acceso a los anticonceptivos. Y los/as votantes Latinos/as están dispuestos a estar en desacuerdo con las posiciones de la iglesia en asuntos de salud reproductiva.

En realidad, entonces, las voces en la comunidad católica son mucho más variadas de lo cual se indica por la política de la iglesia. Para asegurarnos de que la gama actual de voces sean escuchadas, estamos trabajando con miembros de la comunidad Latina y clerecía para traer sus perspectivas a este importante debate nacional.

Gracias al esfuerzo del IOM y HHS, estamos empezando, como nación, a reconocer que los anticonceptivos son un aspecto central de la salud de la mujer y la salud pública. Pero las Latinas en particular enfrentan numerosas barreras socioeconómicas para acceder a esos anticonceptivos. Celebramos el apoyo firme de la administración Obama para los anticonceptivos para todos: señala la posibilidad de que esas barreras enfrentadas por Latinas a un aspecto básico del cuidado de salud pueden por fin ser reducidas.

Jessica González-Rojas es la directora ejecutiva del Instituto Nacional de Latinas para la Salud Reproductiva, la única organización nacional que trabaja en nombre de la salud y justicia reproductiva de las 20 millones de Latinas, sus familias, y sus comunidades en los Estados Unidos a través de educación pública, movilización comunitaria, y abogacía política.

Elena V. Rios M.D., M.S.P.H., es la Presidenta & CEO de la Asociación Nacional Médica Hispana, representando los intereses de 45,000 médicos hispanos licenciados en los Estados Unidos. La visión de la organización es de ser el líder nacional para mejorar la salud de las poblaciones hispanas.

Reshma Shamasunder es la directora del Centro de Políticas de Inmigración de California (CIPC, por sus siglas en inglés). CIPC avanza políticas inclusivas que construyen un futuro próspero para todos californianos usando análisis de políticas, abogacía, y construcción de capacidad para surgir el poder de los inmigrantes en California.

Laura Jiménez es la directora ejecutiva de Latinas Californianas para la Justicia Reproductiva (CLRJ, por sus siglas en inglés). CLRJ es una organización de abogacía estatal cuya misión es avanzar la salud y los derechos reproductivos dentro de un marco de justicia social y derechos humanos.

Síguenos en twitter.com/foxnewslatino
Agréganos en facebook.com/foxnewslatino